¿Cómo afecta el calor a los neumáticos?

en
Categorías Consejos GF Neumáticos

El aumento de la temperatura puede provocar la pérdida de presión en los neumáticos, afectando a sus componentes y la respuesta de frenado.

Con  la llegada del verano y las altas temperaturas, los neumáticos sufren mucho desgaste por las altas temperaturas que alcanza el asfalto – en promedio diez grados más que la temperatura ambiente – el cual afecta directamente la goma del neumático.

El aumento de la temperatura puede provocar la disminución de presión de los neumáticos, interviniendo con el comportamiento y a la eficacia de frenado. Además, por las altas temperaturas, la banda de rodamiento podría verse afectada, acortando la vida de los neumáticos y generando un mayor gasto de combustible.

Estas condiciones desgastan con mayor rapidez los neumáticos y pueden agravarse cuando circulamos por carreteras rápidas o irregulares.

Por esta razón, es fundamental que revisar la presión y profundidad de los neumáticos durante los meses más calurosos: